También en El Rincón del Protestón,un Blog de DEIA: http://blogs.deia.com/rincondelproteston/
Ongi Etorri - Bienvenue - Bienvenido - Welcome - Benvingut - Benvido -Benveniu - Benvenuto - Willkommen - Boa Vinda - Yookoso - Karibu - الصحة - Bine ai Venit - Bem Vindo - Välkommen - Velkommen - Irashai - Добро - пожаловать - Welkom - Välkommen - רוך הבא/ ברוכה הבאה/ ברוכים הבאים - Καλώς ήρθες - Vítejte - Dobrodošli - Fáilte, Tá fáilte romhat - स्वागत - خوش آمدی! / خوش آمدید! - Deuit mad deoc'h - Wolkom - Ласкаво просимо - ยินดีต้อนรับ - Kaj Bonvenon Ankaŭ - Fiţi bineveniţi - Witaj - Tervetuloa.

martes, 13 de agosto de 2013

Gibraltar o la vergüenza de la dinastía borbónica.

Echando una ojeada a la web ecorepublicano.es reproducen un artículo de autor en el que, acertadamente, expone que, si hay un episodio que manifieste más claramente lo que ha representado realmente para España esta dinastía (que lleva afligiendo a su nación durante más de trescientos años) es la ruborizante situación del Peñón de Gibraltar.

Comenzaron los andares por tierras españolas de esta familia, que ha arrasado -poco a poco- la dignidad de España, cual impenitente caballo de Atila, cediendo esta roca que, como piedra gigante, se ha colado, desde entonces, en los riñones de España...

Felipe V, el primer Borbón, aquel rey que murió loco y reinó dos veces (la segunda, tras el fallecimiento de su hijo, el casi desconocido Luis I de España) sólo dejó una estela de ignominia hacia España, cediendo Gibraltar y Menorca a los ingleses (luego recuperada esta última por su descendiente Carlos III), perdiendo todas las posesiones de europeas de España y granjeándose un odio eterno de buena parte del pueblo catalán hacia los españoles.

Tras él, todo fue un rodar sin fin hacia el precipicio, con la pérdida absoluta de toda la España americana... sin que ninguna de estas naciones recuerden actualmente esa presencia en su tierra, a diferencia de muchas naciones que formaron parte del Imperio Británico y que aún rememoran con agrado haber pertenecido a él... y que incluso conservan a la reina de Inglaterra como Jefe de Estado, a pesar de su independencia...

En fin qué vamos a descubrir sobre esta dinastía que no ha sido otra cosa que un auténtico veneno para España... ¿Podemos recordar, quizás, aquel sainetero tirapelos entre Carlos IV y su hijo Fernando VII que condujo a que, ridículamente, Napoleón les aprisionase en Baiona para enseñorearse con España? ¿Podemos recordar la corrupta restauración y la alternancia pactada entre partidos, que tanto nos recuerda a la situación actual? ¿Podemos recordar que el actual monarca español fue colocado, a dedo, por un golpista dictador que no hizo otra cosa que bajar a España del tren de la modernidad?

Ésta es la España borbónica: la España del chuleo británico sobre esas tierras, la España de la cobardía total, de la sumisión humillante, del descrédito internacional pleno, de la corrupción rampante, de la pobreza absoluta...

¿Es necesario, pues, seguir recordando, amigos?

Fuente: elfiloloco.blogspot.com.es